¿Cuándo es necesario un Cateterismo Cardiaco? | Grupo i2

01 de agosto de 2021. Un Cateterismo Cardiaco permite estudiar arritmias, ver si hay alguna válvula alterada, identificar alteraciones vasculares, comprobar si existe algún defecto congénito, estos son algunos de los posibles objetivos por los que se recurre con frecuencia para valorar distintas patologías y tomar decisiones clínicas en función de los resultados. La razón es que esta prueba diagnóstica proporciona información de mucho interés acerca de la anatomía y la función del corazón, las válvulas cardiacas, las venas y arterias que entran y salen del corazón.

Fue hace más de dos siglos y medio, en 1733, cuando Stephen Hales describió detalladamente la mecánica de la circulación sanguínea y efectuó mediciones directas de la presión arterial en animales y humanos. Pero tendrían que pasar casi 200 años más para que tuviera lugar el primer cateterismo cardiaco. Como explica el artículo Cateterismo cardiaco y procedimientos intervencionistas, en 1929 el doctor Werner Forssmann se cateterizó a sí mismo, siendo el primer cateterismo que se realizaba, introduciendo una sonda uretral a través de su propia vena cubital hasta la aurícula derecha. Doce años más tarde, el cateterismo derecho se convertía en un procedimiento estándar para estudios fisiopatológicos. En cuanto al primer cateterismo cardiaco izquierdo fue realizado algo más tarde, en 1952.

Pero, ¿qué es exactamente esta técnica? Según los expertos consiste en la introducción de unos catéteres que se llevan hasta el origen de los vasos u otras estructuras cardiacas realizando inyecciones de contraste. De esa forma se puede valorar la anatomía de las arterias coronarias y del corazón, ver si existen o no lesiones que dificulten el paso de la sangre determinando dónde están localizadas y su grado de severidad, comprobar cuánta sangre bombea el corazón, medir presiones de las cavidades cardiacas, saber si hay alguna válvula alterada, ver si existen defectos congénitos como orificios en el tabique auricular o ventricular o medir concentraciones de oxígeno en diferentes partes del corazón.

Para realizar el cateterismo cardiaco se siguen una serie de pasos:

    Lo primero es desinfectar la piel de la ingle del paciente en caso de que el catéter se introduzca por la femoral, o la muñeca si se va a acceder por vía radial.
    Al paciente se le administra anestesia local para que no sufra molestias.
    Se introducen los catéteres.
    Los catéteres avanzan hasta la estructura a estudiar bajo control radiológico (durante el mismo procedimiento hay un aparato de rayos X a través del cual se ve por donde van pasando los catéteres).
    Se inyecta contraste.
    El proceso se graba en una película para su posterior análisis y estudio.

Además de ser una prueba diagnóstica, el cateterismo puede realizarse para tratar distintas patologías. Entre ellas, implantes de prótesis para reparar defectos de nacimiento como orificios en tabiques o apertura de orificios nuevos en los tabiques de niños con anomalías cardiacas; cerrar vasos sanguíneos que no deberían permanecer abiertos después del nacimiento; implantar prótesis en la válvula aórtica en pacientes ancianos a los que no se les puede someter a cirugía; o colocar stents en pacientes que tengan arterias coronarias estrechadas.


Fuente: FEC